top of page

Historias del periodismo mexicano: Fernández de Lizardi



El periodismo en México surge al calor de la guerra de Independencia. Por aquellos años, escritores y periodistas como José Joaquín Fernández de Lizardi, Carlos María Bustamante, Andrés Quintana Roo y José María Coss, por mencionar a algunos, libraron desiguales batallas en contra del poder virreinal, padeciendo persecución, cárcel y confiscación de sus imprentas.


Su labor informaba y sensibilizaba a los habitantes de la Nueva España respecto de la lucha de emancipación que se libraba en diferentes áreas del territorio colonial, y aunque pocos sabían leer, la gente solía reunirse para escuchar las noticias que relataba un lector del periódico. Fueron ellos quienes trazaron el perfil del ejercicio profesional que habría de definir al periodismo mexicano en las próximas dos centurias.

Imagen: José Joaquín Fernández de Lizardi, grabado.



Enfrentados a la censura y al constante acoso de los gobernantes, nuestros periodistas hicieron gala de un delirante buen humor y de una inusitada maestría en el ejercicio de la sátira, que asestaba los más duros golpes a quienes detentaban el poder, pues tenían que soportar la burla de los ciudadanos.


No dudo que los más honestos y profesionales periodistas del siglo XXI son los herederos de estos personajes que la historia tiene en alta estima.


José Joaquín Fernández de Lizardi nació en la Ciudad de México en 1776, en la época virreinal. Estudió Letras y Teología, y en 1805 comenzó su carrera como periodista en El “Diario de México”. Al estallar la guerra de Independencia se dispuso a colaborar con el movimiento, participando en acciones armadas con el Ejército de Morelos, como la toma de Taxco, lo que le valió ser apresado.


Fernández de Lizardi creó El Pensador Mexicano, periódico crítico del gobierno virreinal y en septiembre de 1812, al decretarse la libertad de prensa en la Nueva España, fue apresado por el gobierno virreinal, tras efectuar una dura crítica al Virrey en su periódico. En 1816 publicó su famosa novela moralizante titulada El periquillo Sarniento, a la que se ha considerado como la primera novela mexicana.

Imagen: Ilustración en "El Pensador Mexicano"


Quiero traer a la memoria el insólito episodio que protagonizó Fernández de Lizardi en 1812, en el que el periodista se enfrentó, mediante el poder de su pluma, al poder político del virrey de la Nueva España. Veamos:


En octubre de 1812, el Virrey Francisco Xavier Venegas promulgó un novedoso documento constitucional, conocido como la Constitución de Cádiz, que había sido elaborado por diputados españoles y de las colonias de la Monarquía Española. En esta Constitución se establecía, entre muchos temas más, la Libertad de imprenta.

Imagen: Las Constitución de Cadiz


Con motivo del cumpleaños del Virrey, y dispuesto a poner a prueba la mentada libertad de imprenta, el escritor y periodista José Joaquín Fernández de Lizardi escribió en su periódico El Pensador Mexicano las siguientes palabras dirigidas al Virrey Venegas:


“Pero ¡Oh fuerza de la verdad! Hoy se verá Vuestra Excelencia en mi pluma, un miserable mortal, un hombre como todos y un átomo despreciable a la faz del todopoderoso”


Por supuesto, la reacción de furia del Virrey no se hizo esperar. Lizardi fue a dar con sus huesos a la cárcel, su imprenta fue confiscada y la libertad de prensa fue abolida.


Todavía no surgía México como un país independiente, pero este hecho resultaba premonitorio respecto de lo que sería en los próximos dos siglos la siempre tensa relación entre periodismo y poder.

Al consumarse la Independencia de México, en 1821, se estableció en México la libertad de expresión, por lo que, libres del yugo de las autoridades virreinales, surgieron en México un sinfín de periódicos que hicieron posible, por vez primera, que la sociedad se mantuviera informada respecto del acontecer político, económico y social de la nueva nación.


Algunos de estos periódicos –como El Ateneo Mexicano, el Siglo XIX y el Monitor Republicano-, simpatizaban y promovían las ideas liberales, anunciando los grandes cambios que se darían en México con la Reforma Liberal.

Imagen: Periódico La Orquesta, segunda mitad del siglo XIX.


La trascendencia del periodismo


En la época de la Intervención francesa -1862-1867-, los periódicos mexicanos jugaron un papel de gran importancia. Unos como El Verdadero Eco de Europa, La Reacción y El Pájaro Verde, promovían las bondades de la monarquía mexicana encabezada por Maximiliano de Habsburgo, en tanto que otros, como El Cura de Tomajón, El Monarca y La Insurrección, satirizaban a la monarquía y hacían ver a los ciudadanos el absurdo de ser gobernados por un fastuoso monarca europeo, cuando la mayoría de los mexicanos vivía en la pobreza.


Es así que en aquella agitada época, entre guerras civiles e invasiones extranjeras, se forjaron las mejores tradiciones del periodismo mexicano comprometido con su pueblo y su nación.


Les recomendamos leer:


Yolanda Argudín. Historia del periodismo mexicano, desde el Virreinato hasta la época actual. México, Panorama Editorial.


66 visualizaciones0 comentarios

Comentários


      NUESTROS PATROCINADORES    

LogoSDR.png
LogoCCO_200px.png
DP_Logo280px.png
LogoAIN_OK.png
bottom of page